Amniocentesis

Ya pasó. Acabo de llegar de la temida amniocentesis, la verdad es que no ha sido para tanto. Realmente han sido peor los nervios que tenía por la prueba que la prueba en sí. He tenido que entrar sola, me indicaron que me desnudase (dejando sólo el sujetador) y me he cubierto con una sábana, …